Gingivoplastia

Cuando los tejidos de la encía no están saludables se pueden encontrar alteraciones en la forma. Todo esto se debe a una inadecuada higiene oral, por esto lo principal para tener una encía sana es realizar un correcto cepillado y uso de la seda dental.

¿Qué podemos hacer para tener un adecuado contorno de la encía?

Primero el paciente debe ser evaluado por el odontólogo para determinar si es necesario realizar este tratamiento.

Esta indicado en pacientes que presentan:

  1. Márgenes gingivales irregulares o con asimetrías.
  2. Pacientes a los que se les ven los dientes muy cortos.
  3. Encía muy grande o sonrisa gingival (es cuando el paciente al sonreír se le ve mucho la encía).

Para corregir esto y lograr una adecuada estética y armonía gingival, se hace la Gingivoplastia, la cual consiste en realizar un recorte de las márgenes de la encía con el fin de obtener un contorno gingival parejo, uniforme y simétrico, y también lograr una mejor dimensión de los dientes en los casos en los cuales estos se ven muy pequeños.

Esta es una cirugía poco compleja, ambulatoria y de rápida recuperación, que debe tener un buen cuidado postoperatorio como:

  • Una muy buena higiene oral, utilizando un cepillo suave.
  • Uso de la seda dental.
  • Enjuague bucal que ayude a la cicatrización, los cuales serán indicados por el odontólogo que realice el procedimiento.